nâo é por acaso Luis

nâo é por acaso Luis: (www.astormentas.com)
Poema ao acaso


quarta-feira, 18 de abril de 2012

de apetitos reales


http://www.lavozdegalicia.es/noticia/espana/2012/04/17/reina-encuentra-rey-hospital-animado-buen-apetito/00031334674340192363820.htm


España

La reina encuentra al rey en el hospital «muy animado» y con «buen apetito»


Doña Sofía ha permanecido dos horas y media en el hospital en su segunda visita y, ha almorzado junto a don Juan Carlos

Escrito por: efe
17 de abril de 2012 18:15 GMT

La reina ha encontrado hoy al rey en el hospital «muy animado» y con «buen apetito», ha reafirmado que «pronto» recibirá el alta hospitalaria y ha agradecido a los periodistas su «paciencia» por pasar tantas horas a la entrada del centro médico en espera de noticias sobre su estado de salud. Doña Sofía ha permanecido en el hospital más de dos horas y media y, según fuentes de la Casa del Rey, ha almorzado junto a don Juan Carlos en la habitación del Hospital USP San José de Madrid donde el jefe del Estado se recupera de la intervención quirúrgica a la que se sometió hace tres días, tras la fractura en la cadera derecha que le provocó una caída accidental en Botsuana. «Está bien, muy animado, como ayer», ha manifestado tras su visita la reina, sonriente, a los numerosos informadores congregados junto a la puerta principal del hospital, antes de añadir: «y nada más que decir, porque no hay nada más que decir». Tras afirmar que los médicos no le han dicho nada sobre cuándo tienen previsto autorizar el alta hospitalaria, doña Sofía ha insistido en dar «muchas gracias» a los periodistas «por la paciencia de estar aquí todo el tiempo». «De verdad, se lo agradecemos», ha concluido la reina sus palabras, tras lo que ha entrado en el vehículo que la esperaba ante la puerta del hospital, mientras, entre las preguntas que ya no llegaban a tiempo de obtener respuesta, se oía a alguna periodista interesarse por si el rey está preocupado ante las críticas que ha recibido su viaje a Botsuana.

La reina ya había acompañado ayer a don Juan Carlos en el Hospital San José durante una visita de veinticinco minutos, nada más regresar a Madrid desde Grecia, donde había pasado el fin de semana junto a su familia con ocasión de la Pascua Ortodoxa. Aunque la Casa del Rey no ha confirmado aún ese extremo, esta tarde se espera también en el hospital la visita del príncipe de Asturias y de la infanta Elena.



http://www.lavozdegalicia.es/noticia/espana/2012/04/17/monarca-hizo-ante-camps-gestiones-favor-urdangarin-segun-socio/0003_201204G17P23998.htm


España

El monarca hizo ante Camps gestiones en favor de Urdangarin, según el socio de este


Uno de los correos implicaría incluso a la infanta Cristina en las negociaciones

Escrito por: La Voz | Redacción
17 de abril de 2012 12:26 GMT


Varios correos enviados supuestamente por Iñaki Urdangarin a su socio, Diego Torres, y que este remitió ayer al juez del caso Nóos, indican que el rey medió para que su yerno lograse que un nuevo equipo de vela pudiera participar en la 33.ª edición de la Copa América, según informaciones de El País y El Mundo.

Uno de los correos implicaría incluso a la infanta Cristina en las negociaciones: «Tengo un mensaje de parte del rey -dice el correo de Urdangarin- y es que le ha comentado a Cristina, para que me lo diga, que le llamará Camps a Pedro para comentarle el tema de la base del Prada. Y que en principio no habrá problema, y que nos ayudará a tenerla». Pedro es, supuestamente, el empresario Pedro Perelló, que intentó montar un equipo para la Copa América. El mensaje tiene fecha de octubre del 2007, cuando el duque ya había dejado de tener vinculación con el Instituto Nóos, según su declaración.

En otro correo, el duque de Palma le informaba a su socio de los progresos para llevar a cabo sus planes. «Hemos conseguido que el rey se viera con Pedro para presentarle el proyecto. La reunión fue muy bien y aparte de parecerle bien armado, ha ofrecido toda su ayuda para encontrar ayuda financiera».

Izquierda Unida cree que ahora más que nunca es necesario un referendo sobre la continuidad de la monarquía. El coordinador general de la coalición, Cayo Lara, pidió un plebiscito popular ante la «falta de ética total» de la Casa Real «en los últimos meses». IU presentará una batería de preguntas en el Congreso sobre el safari del rey en Botsuana. Los interrogantes de la coalición no serán los únicos en el Parlamento. UPyD, Esquerra Republicana de Catalunya e Iniciativa per Catalunya se adelantaron y ayer registraron una verdadera andanada de cuestiones dirigidas al Gobierno con el objetivo de conocer quién está detrás del viaje y quién costeó la cacería.





http://www.elplural.com/2012/04/16/%C2%BFquien-es-la-amiga-especial-del-rey-que-le-acompanaba-en-su-caceria/


La princesa Corinna zu Sayn-Wittgenstein viaja con frecuencia con el monarca y ha llegado a representarle oficiosamente


¿Quién es la “amiga especial” del Rey que le acompañaba en su cacería?

M.T. | 16/abril/2012

A día de hoy, la Casa Real sigue sin aclarar quiénes eran los empresarios que acompañaron a Don Juan Carlos I en su cacería en Botsuana. Tampoco quiénes fueron los que pagaron el costoso safari para cazar elefantes. Sin embargo, ELPLURAL.COM ha podido constatar que quien sí estaba y viajó en el jet privado junto al monarca es la princesa Corinna zu Sayn-Wittgenstein, una amiga del Rey con quien mantiene una relación muy especial desde hace algunos años. Corinna reside desde hace años en España y suele acompañar al monarca en sus regatas, pero sobre todo en sus cacerías, una afición que ella comparte y de la que se lucra a través de la empresa Boss&Company Sport Agency, especializada en organizar actividades cinegéticas para millonarios.


El primer encuentro de Sayn-Wittgenstein y el Rey del que se tiene noticia se remonta a 2006, durante una cena que se organizó con motivo de la visita del monarca a Ditzingen, un municipio del sur de Alemania. Aquel festín, al que acudieron los más destacados empresarios alemanes, estuvo presidido por la princesa germana y acabó en polémica cuando se descubrió que los gastos del lujoso banquete se intentaron desgravar, lo que provocó que fuese investigado como un fraude por la Hacienda alemana.

Organizadora de cacerías
Corinna zu Sayn-Wittgenstein es famosa por organizar cacerías en África para aristócratas y millonarios con la empresa Boss&Company Sport Agency, de la que consejera delegada. La firma, que ofrece en su web “únicamente los mejores disparos”, fue creada hace doce años por uno de los mayores fabricantes de armas del Reino Unido.

Amante del monarca, según Eyre
Sin embargo, su relación con el rey Juan Carlos va más allá de las cacerías. El nombre de la princesa (que adoptó este título tras su boda con el príncipe Casimir zu Sayn-Wittgenstein, del que ya está divorciada) ya empezó a sonar cuando la periodista Pilar Eyre la nombró en su libro La soledad de la Reina como una apasionada amante del monarca.

“Representante” del Rey
A Corinna incluso se le permite asumir papeles institucionales y recientemente ha actuado como “representante” del Rey ante el príncipe Alwaleed bin Talal, uno de los aristócratas más ricos de Arabia Saudí y que está situado en el número 29 de la lista Forbes que reúne a las personas más acaudaladas del mundo.

“Estrecha e íntima relación”
El exdirector de ABC, José Antonio Zarzalejos, aseguraba este fin de semana en El Confidencial que la “estrecha e íntima relación” del Rey con la alemana “ha dejado de constituir un rumor para convertirse en una certeza”. Y añadía que “existe ya documentación acreditativa de que acompaña a Don Juan Carlos en viajes al extranjero y asume funciones de representación oficiosas”.

La cena con los hijos
Desde este diario digital se ha asegurado incluso que Corinna vive “desde hace unos meses junto a su hija en un chalet de El Pardo (…) que deja cuando sale los fines de semana de cacería junto al rey”. También se ha llegado a afirmar que la cena que el Rey mantuvo en un restaurante madrileño con sus tres hijos era para explicarles su “especial amistad con la princesa alemana Corinna Zu Sayn-Wittgenstein”. No obstante, fuentes de la Casa Real se apresuraron a llamar al diario para afirmar que el monarca no había tratado ese asunto con el Príncipe y las Infantas durante aquella cena.


http://www.publico.es/429964/el-rey-lo-siento-mucho-me-he-equivocado-no-volvera-a-ocurrir


España

El rey: "Lo siento mucho. Me he equivocado. No volverá a ocurrir"


El monarca pide disculpas tras sufrir un accidente en un viaje de caza en Botsuana

PÚBLICO.ES/EFE MADRID 18/04/2012 13:00
Actualizado: 18/04/2012 13:26


El rey ha pedido disculpas por irse de caza a Botsuana: "Lo siento mucho. Me he equivocado. No volverá a ocurrir". El monarca se ha expresado en estos términos tras recibir el alta en el hospital USP San José de Madrid, donde estaba ingresado tras sufrir un accidente durante un viaje de cacería en Botsuana, que le provocó una fractura en la cadera.

Poco después de conocerse la noticia del accidente, se supo que el monarca había viajado para participar en una cacería de elefantes, una especie protegida y en vías de extinción. Esto provocó una gran polémica en las redes sociales y entre la clase política, especialmente entre los partidos de izquierdas. Algunos, como el coordinador federal de Izquierda Unida, Cayo Lara, han pedido que la Casa Real dé explicaciones.

Por otro lado, la institución conservacionista Adena-WWF, de la que el monarca es presidente de honor, está estudiando estos días si retira este cargo a Juan Carlos de Borbón. El pasado domingo, miles de personas pidieron por Internet que el rey dejase de ser miembro honorífico de esta asociación.

Antes de pedir perdón, el rey ha agradecido al equipo médico que le ha atendido durante estos días y ha afirmado que está deseando volver a retomar sus obligaciones lo antes posible.




http://elpais.com/elpais/2012/04/17/opinion/1334682184_563316.html


TRIBUNA

Jesús Mosterín
18 ABR 2012 - 00:08 CET

La real gana de matar

El Rey debería abandonar una afición por las armas de fuego y por la caza que le ha causado problemas durante toda su vida


La aciaga afición por las armas de fuego y por la caza ha perseguido a don Juan Carlos de Borbón durante toda su vida, causándole problemas a él mismo, a su familia y al país entero al que representa como Rey.

Ya en 1956 se produjo una tragedia cuando don Juan Carlos mató accidentalmente a su hermano don Alfonso de un disparo con un revólver de calibre 22. Ambos estudiaban el bachillerato en España, bajo la tutela de Franco, pero por vacaciones regresaban a la residencia familiar de Estoril, donde vivían sus padres. Al joven don Juan Carlos ya entonces le gustaba tontear con las armas de fuego. El 29 de marzo, jugando con su hermano don Alfonso, don Juan Carlos le disparó un tiro en la cara, causándole la muerte. Por muy jugando que sea, debe de ser una experiencia traumática terrible, que apartaría para siempre a cualquiera que la haya tenido del contacto con las armas de fuego. Sin embargo, el efecto esperable no se produjo y la tendencia fatal a accionar el gatillo sigue causando problemas al Rey y a la monarquía, cincuenta y seis años después.

Las armas de fuego siempre acaban disparándose; no sirven para nada, excepto para herir y matar. Hace unos días el nieto mayor del Rey, Felipe Froilán, de 13 años, estaba ejercitándose ilegalmente con una escopeta de cañón doble de calibre 36, en compañía de su padre, cuando se disparó accidentalmente en su propio pie, por lo que tuvo que ser trasladado a la clínica y operado. Los peligros de estas armas se multiplican en las cacerías. En 2007, un biznieto de Franco mató a un compañero cazando corzos en un coto. En su saña matarife, los cazadores frecuentemente disparan contra cuanto se mueve y matan a paseantes inocentes, como ocurrió en Girona en enero pasado cuando un cazador torpe y excitado mató a un joven de 24 años, confundiéndolo con un jabalí. Luis Bobé, un concejal de CiU, murió en otro accidente de caza en 2011. Cada año se producen en España más de mil heridos y decenas de muertos por disparos equivocados de los cazadores.

Don Juan Carlos ha cazado repetidamente en África todo tipo de animales que nadie debería cazar, desde leopardos y búfalos hasta elefantes

El rey Juan Carlos es un cazador empedernido, que dedica mucho tiempo, dinero y energías a la caza mayor. La última noticia al respecto llegó por el accidente que sufrió el 13 de abril durante una expedición cinegética para matar elefantes en Botsuana, en la que se fracturó la cadera derecha en tres fragmentos. Tuvo que ser trasladado en un vuelo especial de ocho horas a Madrid, donde fue inmediatamente operado y recibió una nueva cadera artificial.

La noticia recorrió rápidamente las redacciones y las redes sociales, subrayándose varios de sus aspectos bochornosos. La caza de elefantes está en principio prohibida en África desde 2010, aunque algunos Gobiernos la siguen permitiendo a cazadores ricos y compulsivos decididos a pagar grandes sumas de dinero por el placer de matar a un animal protegido. Todos estos gastos de cacería mayor, permisos, vuelos especiales y médico acompañante los paga el contribuyente español. Muchos se han sorprendido de que en una época de crisis y de enorme déficit y paro los escasos recursos públicos se dediquen a estas cosas. El Gobierno, que ha recortado un 25% el presupuesto de investigación, se ha limitado a un simbólico recorte del 2% en la asignación presupuestaria de la Casa Real. De todos modos, el Gobierno no sabe lo que hace, pues ni siquiera se había enterado del viaje africano del monarca. Parece que prefiere no enterarse. En el proyecto de ley de transparencia de los gastos públicos se empieza por declarar que esta ley no se aplicará a la Casa Real. Si hay que pedir transparencia al Estado, habría que empezar por arriba, por el Rey, y no por los secretarios de Ayuntamiento.

Desgraciadamente, no es esta la primera vez que las cacerías de don Juan Carlos exigen cuantiosos pagos a empresas como Abies Hunting y Rann Safaris, que ofrecen cacerías de animales normalmente protegidos a cazadores adinerados y sin escrúpulos. Todo el mundo ha visto la fotografía de don Juan Carlos y el cazador blanco Rann que lo acompaña junto al cadáver, apoyado en un árbol, del elefante que acaban de acribillar y que presenta una estampa incomparablemente más noble y hermosa que ellos. Don Juan Carlos ha cazado repetidamente en África todo tipo de animales que nadie debería cazar, desde leopardos y búfalos hasta elefantes.

La pasión matarife del Rey no se limita al continente africano. En 2004, por ejemplo, pagó 7.000 euros para matar en Polonia uno de los últimos bisontes vivos que quedan en Europa. En octubre de ese mismo año, la agencia Abies Hunting le organizó un viaje privado para matar osos en los Cárpatos. El Rey se hospedó en el antiguo chalé del dictador Ceausescu, y se dio el gustazo de abatir a tiros a cinco osos y otros animales protegidos. El escándalo estalló en la prensa rumana y rápidamente fue difundido a través de Internet. Apenas tres meses después, en enero de 2005, la prensa austriaca dio a conocer una nueva cacería de don Juan Carlos, llegado expresamente en avión privado a Graz con la correspondiente comitiva de guardaespaldas. En 2006 estalló el escándalo de la caza en Rusia de Mitrofán, un pobre oso del zoo local emborrachado con miel y vodka y puesto delante de don Juan Carlos para que lo disparase. La noticia de que el rey de España había ido hasta Rusia en avión especial a matar a un oso drogado enseguida dio la vuelta al mundo.

Aunque la caza tenía sentido durante el Paleolítico, lo perdió por completo tras la revolución del Neolítico

Aunque la caza tenía sentido durante el Paleolítico, lo perdió por completo tras la revolución del Neolítico, que tuvo lugar hace unos diez mil años. A partir de entonces, ya no se caza en defensa propia ni para comer, sino por aburrimiento, mala leche y exceso de testosterona. Los reyes de antaño, que habían empezado sobresaliendo en la guerra, se aburrían soberanamente en los insulsos periodos de paz y, como no sabían leer (ni había cine, televisión o Internet), entretenían sus ocios cazando los animales que sus servidores les ponían delante, al estilo Mitrofán. Hoy en día, la caza es anacrónica en todos los casos; además, es completamente inmoral cuando las víctimas son animales magníficos y escasos, como los que están en situación de protección o peligro de extinción.

Un artículo que publiqué en este diario hace seis años (El dedo que acciona el gatillo), acaba diciendo que "sería un buen momento para aconsejar al monarca que aparte el dedo del gatillo de una vez por todas". Desgraciadamente, o nadie le dio el buen consejo o él decidió no seguirlo. Así como en cuestiones políticas el Rey ha tenido la prudencia de dejarse aconsejar por otros, en cuestiones como la caza ha preferido actuar al dictado de sus hormonas, por lo que ha seguido generando noticias que en nada contribuyen a su prestigio, ni al de la monarquía, ni al de su país.

La Casa Real replica que el Rey mata elefantes porque le da su real gana y que no tiene que dar explicaciones a nadie sobre sus cacerías, pues forman parte de su vida privada, en la que nadie tiene derecho a inmiscuirse.
Eso es una obvia falacia. En primer lugar, las cacerías de don Juan Carlos de Borbón, lejos de ser actos íntimos que se realizan en un espacio privado, involucran a diversos países y continentes, vuelos especiales, comitivas oficiales e incluso ausencias públicas inexplicables.
En segundo lugar, todos esos gastos extravagantes se sufragan con cargo a los impuestos que paga una población agobiada por la crisis. Además, a muchísimos españoles esas cacerías de elefantes en África o de osos en Rumanía les producen repugnancia estética e indignación moral. La época en que la real gana bastaría para justificarlas ha pasado ya.

Jesús Mosterín es profesor de Investigación en el CSIC







http://www.publico.es/espana/429943/el-discurso-del-rey

/E-17.1910h18.1058/13:36h1343.50042/

5 comentários:

  1. Artículo de Isaac Rosa en cuartopoder.es
    http://www.cuartopoder.es/tribuna/juancarlista-el-ultimo/2644

    ResponderEliminar
  2. Se o (meu) rei dixo que non o volverá facer, tómolle a palabra. E quedo moi tranquilo. ¡Que valente é este monarca cazador (patoso) de elefantes!

    ResponderEliminar
  3. Cadeira capta atención,
    Safari suma á regata,
    Maquilla a venda o pirata,
    Panacea en contrición;
    Propaganda intemerata,
    A prensa empurra e retrata,
    Convicto de meter pata,
    Catapulta o tropezón,
    Cazado en ocultación,
    Falar na tele en chorón,
    Desviando causa ingrata
    Por que a cascou no colchón…


    No seu calvario, a carón,
    Cobráronlle en comisión
    Sete moedas de prata,
    E a pena, sendo barata,
    Setenta veces perdón,
    De esperpento na razón
    Pola zarzuela de/lata,
    Máis couces noutra ocasión,
    Pervertir crucifixión
    Dun país con catarata:
    Confesión, cando é resaca,
    Asevera un gran Bourbón...

    (Rioderradeiro)

    ResponderEliminar